Teléfono: (505) 2266-8940 | | Síguenos:

Policía Nacional pretende evadir responsabilidades en caso de Juan Rafael Lanzas quien perdió sus dos pies tras abuso policial en Matagalpa

23 de febrero de 2018

El 30 de enero del  2018 el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos CENIDH Filial Matagalpa conoció a través de denuncia de Enma Maldonado, madre de Juan Rafael Lanzas Maldonado, que su hijo  el 29 de diciembre de 2017 fue detenido de forma violenta por la policía de Matiguas por el supuesto hurto de dos bombas de fumigar y un quintal de frijoles, siendo trasladado a las celdas de Matiguas y  cinco días después a las celdas preventivas de Matagalpa donde por la golpiza propinada por policías al momento de su detención, el hacinamiento y las condiciones de insalubridad de las celdas  enfermó de gravedad, empeorando por la indolencia de la policía de Matagalpa en cuanto a la atención médica la cual fue bridada por primera vez por orientaciones del Instituto de Medicina Legal por el grave estado en que llegó a la Audiencia Inicial. Semanas después (23 de enero) a este le fueron amputados sus pies en el Hospital Regional Cesar Amador Molina debido al grave estado en que llegó al centro hospitalario.   

Ante esta grave violación de derechos humanos el CENIDH acompañando a la madre de la víctima interpuso el 29 de  enero un escrito en la policía Departamental a cargo el comisionado Mayor Ángel Martin Solórzano sin que a la  fecha haya respuesta alguna de la jefatura de esta Delegación.

El 19 de febrero mediante conferencia de prensa brindada por el segundo Jefe de la Policía Nacional Comisionado General Francisco Díaz y el Subdirector del Instituto de Medicina Legal Julio Espinoza se conoció que según la versión oficial  el23 de enero de 2018 Lanzas Maldonado se le presenta Estenosis de las Arterias Dorsales de ambos pies, lo que provocó Necrosis (Muerte de Tejidos), por tanto, los médicos tomaron la decisión de amputarle ambos pies.

En esa conferencia el Subdirector General del Instituto de Medicina Legal, doctor Julio Espinoza, informó que esta institución valoró al señor Lanzas en dos ocasiones (el 11 de enero, y el 12 de febrero), valorando “En la primera ocasión el Diagnóstico Médico Legal establecía la necesidad de remitir a emergencia al señor Lanzas Maldonado, porque presentaba un shock. Presentaba mareos, fiebre, dolores de cabeza; ya presentaba sangrado en las encías; y presentaba Purpura Trombocitopenica, que se estaba diseminando alrededor de la espalda”. El doctor Espinoza, expuso que la Purpura Trombocitopenica, es un trastorno de la sangre que provoca la formación de coágulos, sangre en pequeños vasos sanguíneos.

También se conoció que en su informe, el forense Juroj Bartoz describió que Lanzas sufría  una enfermedad en fase terminal de acuerdo con el índice de Karnofsky con una puntuación de 40, requiere de cuidados médicos en un área de hospitalización. Pese  a este diagnóstico permaneció detenido sin atención hospitalario, lo cual fue confirmado al CENIDH  por lanzas quien manifestó que en la primera atención bridada únicamente le dieron una acetaminofén  y que fue hasta que sus mismos compañeros de celda presionaron, debido a su grave estado de salud, que fue trasladado a un centro hospitalario.

 

En la conferencia de prensa la policía no hace referencia alguna a las graves acusaciones de la familia de Juan Rafael y de él mismo en relación a la golpiza propinada, tampoco enfatizan en el tipo de atención bridada a este aun cuando el mismo Instituto de Medicina Legal describen en su informe la grave situación de salud de Lanzas, obviando también la recomendación del Dr. Juroj Bartoz de Matagalpa quien señala la necesidad de “cuidados médicos en área de hospitalización, lo cual fue proporcionado hasta 11 días después de la última valoración del Instituto Medicina Legal en Matagalpa.

Es decir, del mismo  informe se desprende la indolencia en  relación al trato del que fue víctima Juan Rafael Lanzas ya que del mismo diagnóstico de púrpura trombocitopénica y vasculitis que supuestamente realizó el Instituto de Medicina Legal (IML) el 11 de enero era motivo suficiente para que el reo permaneciera hospitalizado y bajo tratamiento.

En vista de la falta de respuestas policial este 20 de febrero Omar Castellón,  coordinador de la Filial Matagalpa, acompañado a Enma Maldonado, madre de la víctima, y  en consideración de las facultades orientativas de los procesos investigativos que tiene el   Ministerio Público presentó denuncia ante esta instancia la cual fue rechazada, aduciendo que en la misma no se definía el tipo penal. En este momento se les dijo que entonces se presentaría la denuncia de forma verbal, pero la funcionaria del Ministerio argumentó que no podían recibirla.

Para el CENIDH este argumentó carece de fundamentación y no es más que un argumento para impedir el acceso a la justicia a las víctimas las cuales no están obligadas a tipicar los hechos delictivos. No obstante, al siguiente día (21 de febrero)  la misma fue nuevamente presentada con el acompañamiento de un equipo de periodistas, siendo esta vez recibida.  Hasta el momento no se conocen acciones del Ministerio Público de cara a orientar la investigación de este gravísimo  hecho.

Por otra parte, a través del coordinador de la Filial del CENIDH  en Matagalpa tuvimos conocimiento que el 18 de febrero Lanzas había sido dado de alta, pese a que sus condiciones de salud son todavía vulnerables y sin establecer ningún tipo de plan de seguimiento a este, en el CENIDH  consideramos esta acción de los médicos del Hospital Regional de Matagalpa como irresponsable y expone aún más la vida del mismo.

Este 21 de febrero un equipo del CENIDH  encabezado por la Dra. Vilma Núñez de Escorcia visitó  la vivienda en donde se encuentra Juan Rafael, ubicada en el municipio de San Isidro, pudiendo constatar su grave estado de salud, la precariedad de las condiciones donde se encuentra y la falta de un debido seguimiento médico. Todo lo cual deja en mayor riesgo a la víctima, mostrando además la falta de voluntad política de los entes competentes en mitigar el daño causado.

El CENIDH continua acompañando a Lanzas  en su demanda por que se diga la verdad, puesto que para Juan Rafael la versión oficial se aleja de lo  ocurrido y pretende justificar la acción que provocó un grave daño a su integridad física, privándolo de la posibilidad de valerse por sí mismo  y  en consecuencia de desarrollar  las  labores agrícolas que toda su vida ha realizado como campesino. Desde el CENIDH Exigimos justicia y que la Policía Nacional  responda por estos graves hechos en contra de la humanidad de Juan Rafael Lanzas Maldonado.




Temas Relacionados: derechos humanos

Publicaciones

OACNUDH presentación ante la 170 sesión de la CIDH Tema: “Represión y violaciones a los derechos humanos en Nicaragua”

OACNUDH presentación ante la 170 sesión de la CIDH Tema: “Represión y violaciones a los derechos humanos en Nicaragua”

Descargar

Organizaciones demandamos a la CIDH que endurezca sanciones contra Nicaragua en respuesta a la gravedad de la crisis de DDHH

Organizaciones demandamos a la CIDH que endurezca sanciones contra Nicaragua en respuesta a la gravedad de la crisis de DDHH

Descargar

El CENIDH repudia agresiones contra medios de comunicación  y periodistas independientes de Nicaragua

El CENIDH repudia agresiones contra medios de comunicación y periodistas independientes de Nicaragua

Descargar

Miembros